TENDENCIAS DE DECORACIÓN DE COCINAS PARA 2018

Para 2018 debemos apuntar que la apuesta será por la fusión, el color y lo vintage. En lo que a estilos se refiere, en 2018 el estilo ecléctico se asentará como el estilo dominante, dejando de lado el minimalismo que ha estado presente en los estilos de los últimos años.

DISEÑO ECLÉCTICO EN COCINAS.

El diseño ecléctico consiste en la fusión de distintos elementos de estilos muy distintos en un mismo espacio. La aplicación de este estilo a las cocinas busca conseguir un acabado único, que refleje la personalidad de cada uno, y que combine en un mismo entorno elementos muy diferentes. Este tipo de diseño se va a mostrar por medio de acabado únicos, que van a presentar una personalidad propia. En el 2018 se comenzará a ver cocinas rústicas con los electrodomésticos y unas encimeras de estilo vanguardista, papeles pintados combinados con sobrias encimeras, cuadros en las paredes de las cocinas y una clara tendencia enfocada a conseguir que la cocina sea ese espacio acogedor en el que querer estar, en contraposición con el estilo minimalista que ha dominado hasta ahora y que ofrecía un diseño muy frio.

Los azulejos pasaran a jugar un gran papel en cuanto a solerías. La mezcla de colores, estilos y diseños viene pisando fuerte para asentarse en las tendencias de este 2018.

MADERA, GRIS Y NEGRO

Los colores negro y gris vuelven a recuperar el terreno perdido en los últimos años, para fortuna de todos los amantes de la elegancia de estos dos colores. Se van a convertir en los colores más vistos en las paredes, encimeras y acabados de todas las cocinas. Se imponen las cocinas negras que incluyen acabados con madera de diversos tipos, de manera que se crea una cocina sencilla, sobria y de gran elegancia. Para estas cocinas existe una gran variedad de electrodomésticos negros brillantes o mates, que encajarán a la perfección con las líneas rectas de corte minimalista. Estas nuevas tendencias de decoración en cocinas para 2018 apuestan por cocinas negras con maderas de diversos tipos y un marcado carácter sencillo, sobrio y elegante.

Elementos como la pizarra, la madera de vetas vistosas y el hormigón pasarán a ser los elementos ideales para todo aquel que busca ser innovador, pero sin alejarse del estilo minimalista que domina en la actualidad.

Los colores nucleares pasarán a tener un papel importante de ruptura en estas nuevas tendencias, mientras que los colores blancos, rojos, azules o amarillos chillones comenzarán a emplearse en remates, acabados y solerías.

ELECTRODOMÉSTICOS COMO COMPLEMENTO

Los electrodomésticos, además de poseer su obvio carácter funcional, van a jugar también un papel decorativo muy importante para las cocinas en 2018. El introducir electrodomésticos con los mismos colores en una cocina va a ser la tendencia estrella de este 2018 para las cocinas de todo el mundo. La amplia variedad de electrodomésticos que existe en el mercado hace que la opción de completar el diseño de las cocinas con un set completo de electrodomésticos de colores iguales sea cada vez más tendencia.

NUEVOS MATERIALES

Para este 2018 se va a apostar fuerte por una tendencia en decoración de cocinas que sea barata en lo que se refiere a los costes de material por otros materiales de la misma resistencia, pero menor exclusividad. Es por ello por lo que vamos a ver cocinas que incluyan materiales porcelánicos, puesto que son extremadamente resistentes al color y las altas temperaturas y de una dureza absoluta, y esto hará que sea imposible rayar las encimeras ni con una sartén de hierro forjado. La gran ventaja de este tipo de materiales es que nunca van a sufrir desgaste por dejar sobre ellos sartenes calientes o bandejas recién sacadas del horno. Estas características lo convierten en el elemento estrella para las cocinas de 2018.

El acero inoxidable también estará muy presente, por su carácter higiénico y por su dureza. Hasta ahora la tendencia ha sido pensar que este material era solo para las cocinas industriales. Pero esas mismas características que lo hacen ideal para una cocina de un restaurante, lo hace también ideal para una cocina doméstica. Por el contrario el defecto que tiene este material es su poca resistencia, es muy sensible a rayaduras y se raya fácilmente.

El hormigón también se sumará a las nuevas tendencias, ya que aporta consonancia con los tonos grises que cada vez son más imperantes, puesto que tiene una gran resistencia y durabilidad. Es menos higiénico que los metales o porcelanas, pero su resistencia y durabilidad son mucho mayores. Su gran dureza hace que sea un elemento muy difícil de rayar, y su uso generalmente hace que no se piense como posible elmento para una cocina.

 

 

Pin It on Pinterest

Share This